Saltar al contenido
Anfibios Exóticos

Tipos de anfibios

tipos de anfibios

Existen tres tipos de anfibios, los anura, los caudata y los gymnophiones, cada una con diferentes características, formas y colores.

¡Aprende más sobre el maravilloso mundo de los anfibios y cómo se comporta cada uno específicamente!.

 

Anuros

Aquí encontramos anfibios como ranas y sapos. El principal rasgo de éstos es que al llegar a su fase adulta y gracias a su metamorfosis, pierden la cola que los caracteriza en su fase larvaria. Presentan cuerpos cortos de longitud pero bastante ensanchados, además de unas poderosas patas posteriores que les permite dar grandes saltos, sobre todo a las ranas. Pasan la mayoría de su vida cerca de entornos acuáticos y pueden alcanzar tamaños máximos de hasta 30 cm, como el caso de la rana Goliat.

 

Caudatas

Dentro de esta categoría de anfibios encontramos a las salamandras, tritones o ajolotes. La mayoría de éstas habitan los bosques de Norteamérica o México, sobre todo las montañas Apalaches. Son capaces de regenerar su tejido dérmico con facilidad o en el peor de los casos, sus extremidades en caso ser amputadas, habilidad que les permite escapar de ciertos depredadores en estado salvaje.

La mayoría de las caudatas conservan rasgos de su estado larvario una vez alcanzada su fase adulta, lo que se conoce como pedomorfosis. De acuerdo a su hábitat pueden ser de comportamientos más terrestres que acuáticos. El ajolote por ejemplo, es una pequeña muestra de ello.

 

Gymnophiones

Este tipo de anfibios está conformado por cecilias o anfibios sin patas, de cuerpos alargados o vermiformes, con pequeñas escamas apenas visibles al ojo humano y con un estilo de vida fosorial de carácter terrestre. Su visión es bastante limitada, Sin embargo, es capaz de percibir fuentes de calor o  cambios de temperatura gracias a su cuerpo y a los tentáculos cerca de sus ojos.

 

A continuación puedes encontrar más información acerca de cada uno de los diferentes anfibios: